Brasil | SINDICATOS | NESTLÉ

Despidos y tercerización en Nestlé

El Stial otra vez en la resistencia

Los trabajadores de la unidad de Nestlé en Cordeirópolis, estado de Sao Paulo, fueron informados el martes 2 que a partir del 1 de agosto parte de las actividades operativas desarrolladas en esa planta serán tercerizadas y los trabajadores despedidos.

Esta es la segunda vez que la compañía toma este tipo de acción, y nuestro afiliado, el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación de Limeira y Región (STIAL), promete resistir una vez más.

En esta instancia serán 80 los trabajadores despedidos, y para el sindicato está clara la intención de Nestlé: tercerizar toda la mano de obra en Cordeirópolis.

“Su único objetivo es reducir los costos rebajando salarios y beneficios de los trabajadores”, dijo el presidente del Stial, Artur Bueno Júnior.

El sindicato tiene información de que el mismo proceso de subcontratación y despidos se está llevando a cabo en la unidad de Nestlé de São Bernardo do Campo, São Paulo.

“Habíamos advertido que este sería el gran objetivo de la reforma laboral: posibilitar el recorte de gastos mediante la precarización de las condiciones de trabajo y la eliminación de beneficios y derechos”, afirmó Júnior.

Estado de huelga

Durante las asambleas realizadas por el sindicato este miércoles 3 en la puerta de la empresa los trabajadores decidieron declararse en estado de huelga.

Si Nestlé no se dispone a negociar con el sindicato para evitar los despidos y la tercerización, la paralización puede ser decretada en cualquier momento.

Durante las asambleas, los trabajadores expresaron su repudio a las acciones de la compañía.

En enero de este año, Nestlé ya había despedido cerca de 100 trabajadores en Cordeirópolis. La presión del sindicato llevó a una suspensión de la medida y la empresa se vio obligada a negociar un paquete de beneficios que fue aceptado posteriormente por los afectados.

En esa ocasión, Nestlé tercerizó esos puestos y los nuevos trabajadores ingresaron cobrando salarios 50 por ciento más bajos y con una reducción de beneficios, que actualmente están siendo negociados por Stial.

Fotos: Stial