Brasil | Frigoríficos | Sindicatos

Con Artur Bueno de Camargo
CNTA y Contac juntas en la defensa del empleo en JBS

“El Ministerio de Trabajo tiene que actuar”

La semana pasada la Confederación Nacional de Trabajadores de la Alimentación y Afines (CNTA Afins) y la Confederación Democrática Brasileña de Trabajadoras de la Alimentación (Contac) solicitaron una audiencia ante el Ministerio de Trabajo para plantear la crisis que afecta a la empresa cárnica JBS y que pone en peligro miles de puestos de trabajo.
Artur Bueno de Camargo

La Rel conversó con Artur Bueno de Camargo, presidente de CNTA Afins, para conocer los detalles de la reunión.

“Exigimos al Ministerio de Trabajo que tome posición con relación a la crisis que enfrenta la empresa JBS y que está afectando principalmente a los trabajadores y las trabajadoras”, destacó.

Según Bueno de Camargo, es necesario que el Ministerio interceda ante esta compañía tal como lo hace para cobrar las deudas de la compañía.

“Que lo haga ahora para que sean mantenidos los empleos en las unidades frigoríficas de JBS-Friboi”, dijo.

“Solicitamos además que el ministerio interceda ante la Procuraduría General de la República y solicite que los 2.000 millones de reales (60 millones de dólares) pagados por la compañía en función de un acuerdo de deuda que firmó, sean utilizados para garantizar la producción y por consiguiente el mantenimiento de los empleos”, informó.

En la reunión quedó establecido también que el Ministerio convocará al representante de JBS para que informe acerca de la real situación de la compañía en Brasil. “Queremos que expliquen al ministerio el porqué de los cierres de plantas y los consecuentes despidos masivos”, informó.

Consultado sobre la impresión que tuvo de la reunión, Bueno de Camargo señaló que el ministro no estaba al tanto de lo que está sucediendo en esta empresa.

“Quedó claro que el ministerio no estaba informado sobre la situación. En principio mostró buena voluntad. CNTA y Contac enviaremos una solicitud a la procuradora general, Raquel Dodge, esperando que la mediación del ministerio pueda al menos frenar el cierre de más plantas frigoríficas y garantizar el trabajo”.