Brasil | Sindicatos | Reforma

Con Antonio Vítor

Reforma laboral y tercerización, un tándem que precariza

Entre los días 7 y 8 de noviembre, la ONG Rede Suco, la Federación de Trabajadores de la Industria de la Alimentación de Sao Paulo (Fetiasp) y la Federación de Trabajadores Rurales del Estado de Sao Paulo (Feraesp) desarrollan un seminario sobre reforma laboral y tercerización con foco en el sector cítricos. Antonio Vítor, presidente de la Fetiasp, señaló la importancia de este tipo de instancias para resistir al nuevo escenario laboral en Brasil.

“El seminario abarca a trabajadores del estado de Sao Paulo. Se comenzó con este segmento porque la cadena productiva del citrus es una de las más afectadas por la reforma laboral y por la tercerización.

Trabajadores rurales, transportistas y de la alimentación forman parte de esta industria precarizada luego de la entrada en vigencia de las nuevas normas”, informó.

Según el dirigente, el seminario también servirá para visibilizar a las empresas que no cumplen con los estándares de comercio justo.

Rede Sucos, una ONG que busca fortalecer la lucha en defensa de los derechos y condiciones laborales de los trabajadores de la cadena de la naranja y que tiene contacto directo con importadores de Alemania, promovió esta iniciativa como forma de conocer las empresas que utilizan mano de obra análoga a la esclavitud o precarizan y explotan a sus trabajadores”, destacó.

“Buscaremos ampliar este tipo de talleres a otros sectores de la producción como la carne, el sucroalcoholero, la bebida porque esto nos dará una radiografía de qué impactos están teniendo la reforma y la tercerización en la producción misma del país”.

Consultado sobre las dificultades que enfrenta el movimiento sindical, Vítor indicó que la no obligatoriedad de la contribución sindical fue un golpe duro.

“Sin dudas esta reforma nos golpeó directamente pero nosotros no bajamos los brazos: navegar es necesario y desde Fetiasp estamos movilizados para garantizar los derechos de todos nuestros afiliados y afiliadas”.

El lobo cuidando el gallinero

Con relación al nuevo escenario político y social, con la victoria de la ultraderecha en las últimas elecciones el dirigente recordó que la tendencia es que la situación de los trabajadores, hombres y muejres, empeore.

Al nuevo gobierno no le interesan nada los trabajadores y las trabajadoras. La reforma no tiene una sola cláusula favorable a la clase obrera y el nuevo gobierno que asumirá en enero promete empeorar las cosas.

Para empezar ya anunció que fusionará el Ministerio de Trabajo con el de Industria y Comercio –similar a los sucedido en Argentina– algo así como poner al lobo a cuidar del gallinero”, concluyó Vitor.