Brasil | Sindicatos | Frigoríficos

Con Artur Bueno de Camargo
Consecuencias del veto de la UE a las importaciones de pollo de Brasil

“Un escenario muy complicado”

Este jueves 19, la Unión Europea decidió por unanimidad prohibir el ingreso de carne de pollo proveniente de 20 avícolas de Brasil. Las confederaciones que representan a trabajadores y trabajadoras del sector de ese país están profundamente preocupadas. De ello hablamos con Artur Bueno de Camargo, presidente de la Confederación Nacional de Trabajadores de la Alimentación y Afines (CNTA Afins).

-¿Qué impacto tendrá esta medida de la UE?
-Veníamos trabajando con empresas del sector frigorífico desde que se dio la tercera etapa de la operación Carne Franca, que embargó a empresas del grupo BRF por detectar fraude en las habilitaciones sanitarias.

Sabíamos que esta situación iba a tener consecuencias para los trabajadores y trabajadoras del sector, pero con esta resolución de la UE el escenario se complica bastante.

El Ministerio de Agricultura ya había levantado las restricciones para la exportación de las avícolas de BRF, pero ahora la UE toma la determinación de vetar la importación proveniente de 20 frigoríficos.

Este embargo del mercado europeo tiene mucho más de batalla comercial que de condiciones sanitarias en sí.

Nuestra principal preocupación es el impacto sobre los trabajadores y las trabajadoras.

-¿Qué medidas están tomando para paliar la consecuencias de este nuevo golpe contra el sector?
-Nos estábamos reuniendo con la Contac para buscar posibles soluciones a la crisis del sector, que se agravó con las investigaciones de la operación Carne Fraca.

Ante este nuevo escenario tendremos una reunión el martes 24 en la Federación de la Alimentación de Rio Grande do Sul, donde reafirmaremos nuestra estrategia de defender los empleos.

Y el jueves 26 tenemos una audiencia en el Ministerio de Trabajo para solicitar la intervención de esa cartera ante la UE.

Es necesario que el gobierno tome cartas en el asunto en la búsqueda de una salida que preserve los puestos de trabajado que están en peligro.

-Se habla de unos 40.000 empleos en riesgo…
-Ya hay cientos de trabajadores de la industria frigorífica con vacaciones colectivas, y si el gobierno no interviene seguramente se pierdan muchos otros puestos de trabajo.

Estamos velando para que eso no suceda porque los trabajadoras y las trabajadores no tienen ninguna responsabilidad, es un tema de mala gestión empresarial.

El gobierno debe garantizar que el impacto social sea el mínimo posible.

El monopolio empresarial
Un factor oculto de la crisis de los frigoríficos

-La actual crisis de un sector que hasta hace poco era el más próspero, y donde se registraba desempleo cero, ¿se debe únicamente a la mala administración?
-Una mala administración salpicada por casos de corrupción de los principales jerarcas de las compañías líderes del mercado frigorífico es uno de los factores, pero hay otro que nadie asocia con la actual crisis y que es muy importante: el monopolio dentro del sector.

Cuando desde CNTA denunciábamos la formación de monopolios, que comenzaron en el gobierno de Fernando Henrique Cardoso y se fortalecieron durante los sucesivos gobiernos del PT, nos decían que éramos contras, que no queríamos fortalecer la industria, etcétera.

De las 20 avícolas que la UE rechaza, 12 son de BRF. Con esta prohibición de exportar esta empresa tendrá que comercializar sus productos en el mercado interno, generando un excedente de oferta y dejando a los productores más pequeños en jaque.

Los chicos no podrán competir en materia de precios y consecuentemente no podrán mantenerse en el mercado.

El monopolio genera toda una cadena de efectos negativos y es en estos casos que se nota cabalmente.


Foto: Gerardo Iglesias