Brasil | DDHH | HOMENAJE

Con Itamar Aguiar y Milton Cougo
Jair Krischke

Un referente

Jair Krischke fue homenajeado en Uruguay semanas atrás por su trayectoria y su labor solidaria que permitió salvar de una muerte segura a cientos de activistas políticos y sindicalistas perseguidos por las dictaduras del Cono Sur en tiempos del Plan Cóndor. La Rel entrevistó en esa ocasión a Itamar Aguiar y Milton Cougo, integrantes de la Asociación de Reporteros Fotográficos y Cinematográficos de Rio Grande do Sul (ARFOC-RS).

-¿Acompañando al amigo y compañero, Jair..?
IA– Estamos aquí porque en Uruguay Jair es una figura referencial, incluso más que en Brasil.

El reconocimiento y cariño que el pueblo uruguayo le brinda a Jair es algo excepcional. En Brasil cuando alguien lo busca es para pedirle algo, acá es lo contrario, es para ofrecerle algo.

Cuando me enteré dije “yo voy”, y le avisé a Milton, quien también valoró importante el acto de homenaje y acompañar al viejo amigo.

Y fue un gran homenaje, muy emotivo.

MCJair es un referente, alguien que ayuda a las personas sin ningún tipo de interés.

Salvó a miles, arriesgando su vida para salvar la de otros, inclusive hoy está amenazado por esa lucha que lleva adelante.

Entonces este homenaje que le hacen aquí es más que merecido y por eso estamos acompañándolo, algo mínimo teniendo en cuenta lo que él dio a tantas personas.

Como mencionaba Itamar, Jair es valorado y muy querido en Uruguay, algo que no sucede en Brasil con la misma intensidad.

Por eso, además de acompañar al amigo y compañero en este momento que es importante para él, queremos llevar un material fílmico y fotográfico, un testimonio para mostrar a los brasileños cómo aquí Jair es querido, respetado y admirado.

Un valor en extinción

-Es además alguien que encarna la solidaridad, valor algo perdido en estos tiempos…
IA– Sin dudas. En una época en que la gente solo mira su ombligo y no logra visualizar al otro como un hermano o una hermana, las acciones que emprende Jair son para destacar, sobre todo porque no pide nada a cambio.

MC– Es verdad, parece que la solidaridad es un valor que se extingue a diario, el individualismo se internalizó en la gente y en el accionar de las organizaciones.

-“Ya tengo 80 años, me falta el vigor para enfrentar esta nueva lucha”, me dijo hace poco, después del triunfo de Jair Bolsonaro…
IA– La situación en Brasil es extremadamente incierta y comprendemos a Jair que luchó tanto por la democracia y los derechos humanos.

Estas elecciones han sido un absurdo y el panorama que se avecina es incierto y nos encuentra mal posicionados.

MC– Hubo errores del PT pero también aciertos. Lo ideal hubiera sido una tercera vía que reestructurara al país, que tomara una nueva perspectiva.

El Congreso brasileño se convirtió en una gran sala de negocios, y con Bolsonaro vendrán también los oportunistas, porque esta persona lleva 27 años en el ambiente y no hizo nada.

Es alguien completamente incapaz, sin preparación alguna. Un tipo impulsivo, que no puede ser mediador de nada.
Pobre país.


En Montevideo, Gerardo Iglesias